Me gusta

  • fb-azul1

Suscríbete

  • yt-durazno1

Sígueme

  • ig-rosa1

¿Te da sueño cuando meditas? Aquí te cuento la razón y por qué no importa

Una de las cosas que siempre recomiendo es la meditación como una herramienta que me permitió estar mucho más tranquila durante mi proceso de tratamiento contra el cáncer.

La verdad es que hasta ese momento, yo creía que no sabía meditar porque aun no entendía bien cómo hacerlo y sobretodo sentía que no pasaba nada.

Me metí a un curso de meditación trascendental, que de manera muy general se basa en la repetición de un mantra “personal”, y el resultado fue maravilloso: entraba calmada a mis sesiones de quimioterapia y lograba bajar la intensidad al miedo, a la angustia y hasta a las incomodidades del tratamiento. Así que desde entonces medito y es hoy parte importante de mis actividades en la vida.


Pero siempre que hablo de meditación con personas que nunca lo han hecho, creen que es algo complicado y que debiéramos de ser expertos. La realidad es que meditar es estar presente y enfocada en nosotras mismas por unos minutos. Otra de las cosas que muchos dicen es que se quedan dormidos y esto es súper común y normal.


Hoy quiero compartirte el por qué es común dormirse cuando meditas y por qué no debes preocuparte si esto te pasa.


Aunque hay muchas investigaciones que apoyan los beneficios de la meditación para el sueño, hay menos pruebas sobre por qué puedes tener sueño cuando estás sentado en tu cojín.


Algunas de las posibles razones son:


· Hay similitudes en la actividad de las ondas cerebrales entre la meditación y el sueño

· Falta de sueño o cansancio excesivo

· Comer demasiado antes de meditar

· Meditar en la cama o acostada

· Agotamiento por enfermedad o estrés…algo común cuando tienes cáncer de mama.


La meditación es un estado de conciencia distinto del sueño y del estado de alerta, pero con características de ambos.


Cuando meditas, estás jugando justo en el límite entre la concentración y la relajación, la vigilia y el sueño. Si practicas con suficiente frecuencia, es probable que de vez en cuando te desvíes demasiado hacia la dirección del sueño pero no debes de preocuparte, a veces te quedarás dormida y a veces no y de todos modos sentirás los beneficios.


Se trata como todo de la práctica, no desesperes y busca adaptarte a las necesidades de tu cuerpo también.


Como saben, yo amo meditar y me ayuda muchísimo a centrarme, a bajar el estrés y abrirme a las respuestas que mi inconsciente tiene para muchas de las cosas que me inquietan.


Las invito a que mediten y se dediquen unos minutos a callar la mente todos los días.


Las abrazo


72 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo