top of page

Me gusta

  • fb-azul1

Suscríbete

  • yt-durazno1

Sígueme

  • ig-rosa1

¿Qué hago con todo esto que estoy sintiendo?



Me encantaría decir que no, pero la realidad es que cuando recibimos un diagnóstico de cáncer de mama, el corazón se detiene segundos para ver cómo nuestra vida da un giro de 360º grados.


Es normal, nosotros y nuestras familias recibimos una noticia que no desearíamos escuchar nunca en la vida, y las emociones a sentir son inevitables a lo largo de todo el proceso. Sí, durante todo el proceso.


Es tan importante lo que sentimos como lo que le está pasando al cuerpo físico con la enfermedad. Y es indispensable poner atención a nuestras emociones para entendernos mejor y lograr un mejor manejo de las mismas.


Desde controlar mejor el miedo hasta trabajar en superar la incertidumbre al futuro, puedo decirte que todo estos son pequeños pasos hacia una vida, hoy, más tranquila.